28 de abril de 2008

Dios es una máquina de humo

Hace una semana atrás todo el mundo hablaba del humo. Pero, ¿Quién habla del humo hoy en día? ¡NonSancto!

Como ya es costumbre entre nuestros informes, tenemos la posta. No fue un intento del campo por contaminar la ciudad; ni fue una maniobra del gobierno por ensuciar el buen nombre del campo; ni siquiera fue un grupo de productores que se le fue la mano en su quema anual de pastito seco. Nada de eso.

El responsable de que haya habido tanto humo (y todavía haya un poco) en la ciudad no es otro que el mismísimo DIOS.
Sí, Dios en persona (y sus colaboradores de siempre) fueron los que ahumaron a Buenos Aires. ¿No nos creen? Veamos cómo se fue manifestando Dios a lo largo de la historia.

Zarza ardiente: (Ex 3, 1-3)
Como Dios es argentino, una zarza le quedó chica y ahora decidió manifestarse en hectáreas y hectáreas de pasto ardiente que sí se consume porque ¡los pastos de ahora no son como los de antes!

Columna de nube: (Ex 13, 17-22)
No sabemos a quién pretendía guiar ni de quién nos quería salvar. La cosa es que la famosa columna de nube era muuuucho más ancha que alta. Sin duda Dios era más efectivo antes. O los autores sagrados exageraron un poquito la cosa.

Granizo de fuego: (Gén 19, 23-25)
¡Qué habrán hecho los dueños de los campos para que Dios los castigara así! Lo llamativo es que la Biblia no menciona nada del humo que se tuvieron que bancar las ciudades vecinas por la culpa de los sodomitas y gomarras.

Lenguas de fuego: (Hech 2, 1-2)
Entre tanta inspiración que reparte el Espíritu Santo era de esperar que alguna lengüita cayera en cualquier lado y pasara lo que pasó. Lo que faltó fue la ráfaga de viento (que hubiera hecho que el humo se dispersara), pero parece que el cielo se está quedando sin presupuesto.

El juicio final: (Mt 25, 41; Apoc 9, 1-2. 17-18)
¡El fin del mundo está cerca! Dios ya está haciendo los simulacros del fuego y el humo... Ya no hay más oportunidades, sólo nos queda esperar.

La inquisición:
No lo pudimos confirmar, pero otra posibilidad es que Benito además de reinaugurar el infierno haya restablecido la inquisición y sus típicas quematinas en la hoguera, esta vez no quemarían brujas ni herejes, sino corruptos. Si este es el caso, hay que entender que no es fácil encontrar expertos del s XVIII en manejo y contención de hogueras, es aceptable que se les haya ido de las manos.


Pero no nos hagamos tanto problema por el humo, porque:

¿Saben acaso qué les pasará mañana?
Porque su vida es como el humo,
que aparece un momento y luego se disipa.



Imagen tomada de Página 12

3 bendiciones:

Sancto on 28/4/08 16:08 dijo...

aha!! te descubrimos leyendo pagina 12!! horrrible hereje comunista!
ya verassss

Sancto on 29/4/08 02:06 dijo...

oh no!! "Pasaron por aqui 5.998
futuros santos" ya llegan los 6000!!!

Sancto on 29/4/08 02:07 dijo...

no pude evitarlo... hice dos reloads y me converti en el santo numero 6000 jejejeje

Publicar un comentario

 

Somos NonSancto


Toma tu cruz...

¡Esto no es joda!

Sacerdote Online
Este es un servicio destinado a quienes quieran realizar consultas, preguntas, sacarse dudas o simplemente charlar por mail sobre absolutamente cualquier tema y de forma anónima con un sacerdote.
Escribi a: robytrek@gmail.com

Nonsancto Copyright © 2009 WoodMag is Designed by Ipietoon for Free Blogger Template